Gestores de Paz
Servidores públicos que trabajan en la consolidación de una paz duradera para todos los colombianos.
Última Noticia
« Atrás

“El país nos exige hacer las cosas de manera diferente y sino nada habría cambiado”: Sebastián Guerra, coordinador del equipo de paz de Función Pública

"El país nos exige hacer las cosas de manera diferente y sino nada habría cambiado": Sebastián Guerra, coordinador del equipo de paz de Función Pública
Por: Oficina Asesora de Comunicaciones | Septiembre 2017

Volver al Boletín

  • "La presencia territorial al hacerse de manera desarticulada, sin consultar realmente lo que las administraciones locales necesitan y sin el debido seguimiento y acompañamiento posterior, es más bien una ausencia con cara de presencia. Es una presencia incómoda".

  • "La administración Pública actúa de manera deshumanizada cuando tratamos con arrogancia e indiferencia a los ciudadanos más pobres y con dificultades de entender la manera cómo opera el Estado".

El último año del segundo mandato del presidente Juan Manuel Santos está lleno de retos para la Función Pública y uno de los temas a destacar es la preparación de los entes territoriales y los servidores públicos para el postconflicto y la construcción de la paz.

Sebastián Guerra, coordinador del  Equipo de Construcción de Paz de Función Pública, en entrevista con Sirvo a mi País sostiene que son tres los ejes del trabajo priorizados: primero, consolidar la presencia territorial de la entidad; segundo, trabajar en la participación ciudadana, la rendición de cuentas y el control social y; tercero, fortalecer capacidades de los servidores públicos para la etapa de transición.

¿Cómo hacer efectiva la presencia de Función Pública en los territorios?

Aquí vale la pena preguntarse por lo que significa "hacer presencia". Es sabido por todos que la idea de servidores públicos desplazándose de Bogotá a las regiones es insuficiente y en muchos casos constituye una acción con daño. Al hacerse de manera desarticulada, sin consultar realmente lo que las administraciones locales necesitan y sin el debido seguimiento y acompañamiento posterior, la presencia territorial es más bien una ausencia con cara de presencia. Es una presencia incómoda.

Para no cometer ese error, desde Función Pública hemos puesto en marcha un modelo de asesoría integral que parte del reconocimiento de las necesidades territoriales y adecúa –como un traje a la medida– la asesoría técnica a las particularidades territoriales. Aún tenemos un camino largo por recorrer en esta materia, pues desconocemos mucho la dinámica micro de la gestión pública territorial, pero considero que vamos en la dirección correcta. 

En la etapa transicional –de manera particular- tenemos el reto, con el conjunto de entidades nacionales, de trascender el tradicional "enfoque sectorial" de la política pública y la asesoría y realmente asumir un enfoque territorial. Pero asumirlo de verdad, no como una fórmula retórica en los documentos oficiales.

Y todo esto apunta a construir verdaderas tecnocracias territoriales que posibiliten una adecuada gestión pública. Al principio de la transición las entidades nacionales tienen una fuerza muy grande –como es el caso de la Agencia Para la Renovación del Territorio, encargada de poner en marcha los Planes de Desarrollo con Enfoque Territorial–, pero hacia adelante son las administraciones locales las encargadas de liderar el desarrollo regional. De ahí que la paz estable y duradera pasa necesariamente por aumentar de manera significativa, con medidas de excepción, las capacidades institucionales de las administraciones locales. 

De manera particular, ¿qué tipo de capacidades institucionales se deben fortalecer?

Debemos trabajar en dos tipos de capacidades. Las primeras son las que podemos denominar tradicionales o técnico-administrativas. Son capacidades de gestión, de planeación, capacidades para la administración financiera y del personal. Muy importante, por ejemplo, la capacidad para la estructuración de proyectos que materialicen en obras los recursos que provienen de las regalías. 

El segundo grupo de  capacidades que debemos trabajar son las que Jhon Paul Lederach ha denominado "capacidades para la paz" y que el gobierno nacional viene impulsando a través de la estrategia "Acción Capaz". Son capacidades que buscan promover nuevas formas de ser, hacer y pensar en el marco de la transición y que deben fortalecerse de manera muy significativa en los servidores públicos. Capacidades para la concertación, la inclusión, la escucha activa, la no-discriminación. De manera particular debemos trabajar la capacidad para ser empáticos y saber que la relación servidor público – ciudadano no solo compromete nuestro desempeño laboral, sino que nos compromete integralmente, como seres humanos. Tenemos que humanizar el servicio público en muchos sentidos: espacios, procedimientos, mecanismos que reconozcan la dignidad humana.

¿En qué momentos la administración pública actúa de manera deshumanizada?

Cuando ponemos en marcha procedimientos y trámites engorrosos que dificultan el acceso y la garantía de derechos. Cuando la infraestructura pública -los edificios, los espacios de atención al ciudadano- son indignos. Cuando tratamos con arrogancia e indiferencia a los ciudadanos más pobres y con dificultades de entender la manera cómo opera el Estado.

¿Por qué es importante trabajar  la participación ciudadana en la gestión pública, la rendición de cuentas y el control social en este momento?

En la administración de Liliana Caballero se creó una nueva dirección técnica en Función Pública, la de Participación, Transparencia y Servicio al Ciudadano, que constituye  una apuesta muy importante en el marco de la construcción de la paz.

Como tantas veces insistió Sergio Jaramillo, la paz territorial que queremos construir hace corresponder el fortalecimiento institucional territorial con la participación ciudadana. Fortalecimiento Institucional y participación ciudadana conforman un círculo virtuoso que legitima al Estado,  vinculando a los ciudadanos en las decisiones que los afectan.

En este sentido, nuestra Dirección de Participación, Transparencia y Servicio al Ciudadano viene trabajando en tres frentes: el diseño de un sistema de rendición de cuentas del Acuerdo de Paz; la capacitación de ciudadanos-veedores en municipios priorizados para la puesta en marcha de los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial y la incorporación del enfoque de paz y derechos humanos en el Manual Único de Rendición de Cuentas.

¿Qué se viene trabajando en materia de Empleo Público, capacitación y formación, Sebastián?

La etapa en la que entra el país nos exige hacer las cosas de manera diferente, nosotros no podemos seguir formando y capacitando los servidores públicos de la misma manera, porque entonces nada habría cambiado.

Desde la Dirección de Empleo Público, con el acompañamiento del Equipo de Construcción de Paz de la Dirección General de Función Pública, se construyó una nueva versión del Plan Nacional de Formación y Capacitación  que incorporó un componente que denominamos "gobernanza para la paz", el cual establece un marco general para la formación de los servidores públicos con enfoque de construcción de paz. Este Plan debe informar y orientar a cada una de las entidades en la construcción de sus Planes Institucionales de Capacitación, los cuales, a su vez, deben establecer rutas de capacitación y formación orientadas a la construcción de paz. Esta capacitación pasa, como ya señalábamos, por el fortalecimiento de capacidades duras y blandas en la gestión pública.

Por otro lado, la Dirección de Empleo Público viene trabajando en una estrategia de empleo público diverso e inclusivo. Esto es muy importante porque el conflicto está asociado a la exclusión y la poca capacidad estatal para incorporar en su servicio público la diversidad poblacional del país. Hoy sabemos que indígenas, afros, raizales, tienen una participación baja en el empleo público. El escenario de posconflicto debe posibilitar un estado mucho más representativo, inclusivo y diverso. Requerimos aprovechar el potencial de la diversidad para construir políticas públicas inclusivas.

Logros de Función Pública en materia de paz

Función Pública hizo una estrategia inédita de socialización y pedagogía del Acuerdo de Paz, dirigida a los servidores públicos. En los años 2015 y 2016 llegó a más de 80.000 servidores públicos a través de diversos mecanismos y modalidades como talleres y charlas virtuales, presenciales, y una exposición itinerante que recorrió las diversas entidades públicas informando a los servidores públicos sobre el Acuerdo de Paz de La Habana y sobre los retos que tienen los servidores públicos en la implementación.

Cuando se acercaba el Plebiscito Función Pública hizo pedagogía para explicarles a los servidores públicos la importancia de los mecanismos de participación ciudadana y las implicaciones del plebiscito.

Se promovió la expedición del Decreto 894 de 2017 que busca fortalecer el empleo público en el nivel territorial estableciendo un enfoque diferencial en los incentivos de los servidores públicos, en la capacitación que se les ofrece, en su régimen salarial y prestacional, lo que nos permite poner en marcha una serie de estrategias novedosas.

Participamos activamente con el conjunto de las entidades públicas en la construcción y definición del plan marco del acuerdo de paz, que es la política pública para la implementación del Acuerdo de Paz y adquirimos compromisos en materia del punto dos que tienen que ver con el fortalecimiento de las veedurías, la transparencia y el control interno.

Además se definieron las versiones 2016 y 2017 del Premio Nacional de Alta Gerencia con enfoque de paz. Ahora se están revisando las experiencias postuladas al premio de este año para conformar un banco de experiencias que permitan hacer gestión del conocimiento en materia de construcción de paz en la administración pública.

Función Pública también tuvo una participación activa en la estrategia "ACCIÓN CAPAZ" que lidera la Oficina del Alto Comisionado para la Paz y que busca incentivar el fortalecimiento de capacidades para la paz, la reconciliación y la convivencia en ciudadanos y servidores públicos. 

En el primer semestre de 2017, en el marco del "Plan 100 días" del Gobierno Nacional, se adelantaron 20 talleres de fortalecimiento de capacidades para la "participación, la rendición de cuentas y el control social" en municipios con Zonas Veredales Transitorias de Normalización para el proceso de dejación de armas. Participaron más de 650 personas entre servidores públicos y ciudadanos.


Noticias Anteriores

Municipios afectados por la violencia tendrán asistencia técnica gracias al programa “Paza la Experiencia” Municipios afectados por la violencia tendrán asistencia técnica gracias al programa “Paza la Experiencia”

Municipios afectados por la violencia tendrán asistencia técnica gracias al programa "Paza la Experiencia" Por: Oficina Asesora de Comunicaciones | Octubre 17 Volver al Boletín   La iniciativa es liderada por Función Pública, la Alta Consejería Presidencial para el Posconflicto, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo y la Federación Nacional de Municipios, con el apoyo de la Unión Europea. El programa "PAZA LA EXPERIENCIA" , es...

“El país nos exige hacer las cosas de manera diferente y sino nada habría cambiado”: Sebastián Guerra, coordinador del equipo de paz de Función Pública “El país nos exige hacer las cosas de manera diferente y sino nada habría cambiado”: Sebastián Guerra, coordinador del equipo de paz de Función Pública

"El país nos exige hacer las cosas de manera diferente y sino nada habría cambiado": Sebastián Guerra, coordinador del equipo de paz de Función Pública Por: Oficina Asesora de Comunicaciones | Septiembre 2017 Volver al Boletín "La presencia territorial al hacerse de manera desarticulada, sin consultar realmente lo que las administraciones locales necesitan y sin el debido seguimiento y acompañamiento posterior, es más bien una ausencia con cara de...

Función Pública se prepara para atender comunidades afrodescendientes, indígenas y vulnerables en el postconflicto. Función Pública se prepara para atender comunidades afrodescendientes, indígenas y vulnerables en el postconflicto.

Función Pública se prepara para atender comunidades afrodescendientes, indígenas y vulnerables en el postconflicto. Por: Oficina Asesora de Comunicaciones | Agosto 2017 Volver al Boletín En Bogotá se desarrolló el taller del Programa de Inclusión para la Paz, IPA, que tuvo como objetivo dotar a los servidores de Función Pública de herramientas pedagógicas y conceptuales que permitan  conocer sobre enfoque diferencial étnico y de género mediante el abordaje de...

La paz se siente en Caquetá La paz se siente en Caquetá

La paz se siente en Caquetá Por: Oficina Asesora de Comunicaciones | Julio 2017 El territorio de Caquetá, escenario de la guerra fratricida que vivió Colombia desde mediados de los años 60 cuando nació la guerrilla de las Farc, empieza a cosechar las mieles de la paz, que durante siete años viene trabajando el presidente Juan Manuel Santos. Sus habitantes, líderes sociales y dirigentes políticos ven con esperanza el momento que vive el departamento y...
Mostrando el intervalo 1 - 4 de 33 resultados.
Resultados por página 4
de 9
Contenidos Relacionados